Mini R50 D Stance. Una base perfecta para este estilo

La filosofía del Stance sigue creciendo en nuestro país. Los seguidores de este estilo de vida, como es el caso de Adry y su Mini R50 D Stance, siguen sorprendiéndonos con sus máquinas cuidadas hasta el más mínimo detalle.

Mini R50 D Stance. Los detalles sí importan

Este Mini R50 D Stance esta realmente pulido. Se podría decir que dentro de esta filosofía existen varias modalidades. Algunos se decantan por una estética más “destroyer” por decirlo de alguna manera, y otros por la pulidez. Cierto es que puede que algunos coches se vean algo sobrecargados pero en absoluto este es el caso.

Puede parecer sencillo decir que basta una buena base, unas llantas y unas suspensiones para tener un coche Stance, pero realmente se trata de un quebradero de cabeza si lo que se quiere obtener es una combinación exquisita.

Para este Mini R50 D Stance, Adry optó por colocar unas llantas de BMW X5 pintadas en blanco para combinarlo con ciertos detalles que están en ese mismo color, como lo son el techo o los retrovisores.

¿Llantas de un 4×4 en un utilitario? Puede parecer una locura pero creedme, le quedan de fábula. Ya vimos una combinación parecida en el Volkswagen Golf IV de Alex con las llantas de un Touareg. Pensad en otras combinaciones y otros 4×4, dadle a la imaginación porque puede valer la pena. Y para rizar el rizo, mirad que tapones creó para que conjuntasen con la forma y color del coche. ¡Unos de Lego!

Otro detalle que tengo que reconocer que me encantó fueron los broches clásicos de competición en piel que unen el parachoques delantero con la carrocería.

Y como no, no podían faltar los faros Hella que le dan un gran lavado de cara y rompen con la redondez que tienen todos los Mini.

Las culpables de que el coche vaya tan bajo son unas suspensiones roscadas Weitec de la fábrica KW. Según nos cuenta, ya tuvo unas suspensiones V-Maxx en su anterior Suzuki Swift y para el Mini R50 D Stance quería algo de mayor calidad y que tuviesen la opción de bajar aún más el coche.

Ya veis la bajada que tiene el alemán de familia inglesa. ¡De atrás se ve gordo, gordo!

Y ya sabemos, hay amantes y haters para todo. Pero me vais a decir que la linea que tienen los Mini no es bonita… Tienen una esencia, que aunque muchos digan que se perdió cuando BMW metió la mano, creo que de un modo u otro siguen teniéndola.

Me gustaría decir que la tendrán para siempre, pero no estoy muy convencido con la estética que le han dado al nuevo Mini.

Le preguntamos a Adry porque había una bailarina Hawaiana en el salpicadero, y con una respuesta breve pero clara nos dijo que el Mini aún no estaba acabado ya que le faltaban varias cosas y que cuando lo termine quiere un Mini R50 D Stance al más puro estilo Hawai.

Y no penséis que nos olvidamos de los reportajes que vamos haciendo. Próximamente publicaremos el Audi A3 Sportback Stance de Jesus. ¡La Hawaiana y el equipo de Fresh Imports os desea feliz fin de semana! 🙂

¿Qué opinas? ¡Puntualo!

11 points
Upvote Downvote

Total votes: 1

Upvotes: 1

Upvotes percentage: 100.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

doce − siete =

Salón del automóvil de Barcelona 2015 : El futuro

Mini R50 D Stance. Una base perfecta para este estilo