XIX Jornada AECC & Circuit de Barcelona-Catalunya. ¡Felicidad extrema!

Por cuarto año consecutivo, hemos asistido a la jornada que presenta el Circuito de Barcelona-Catalunya y la Asociación Española Contra el Cáncer. La actividad estrella de este evento era la tanda que iba a tener lugar a las 14:00 h. Decimos que es el evento estrella, porque a parte de los diferentes entretenimientos con los que contaban los niños en las instalaciones del Circuit, iban a poder montar en los deportivos con los que todo el mundo sueña, dando unas vueltas al circuito de GP, una experiencia que les dará fuerzas y ánimos para seguir con su duro día a día.

Tandas en el Circuit de Barcelona-Catalunya de la mano de la AECC

Puedo decir con total afirmación que me enorgullece la respuesta masiva de gente que fue a dar unas vueltas a estos pequeños, ya que se de buena tinta que las tandas estaban completas mínimo, desde dos semanas antes del evento. Cada año hemos podido ver más y más nivel, pero éste año ha sido espectacular, ¡Empezamos!

Al llegar allí nos encontramos todo tipo de máquinas, clásicos, modernos, japoneses, italianos, americanos… ¡Una barbaridad! Nos llamó mucho la atención éste Ford Mustang GT en ese color llamado “Gotta Have It Green”, pero más nos llamó la atención agacharnos y ver que montaba escapes RTR, ¡Como los del Ford Mustang de Vaughn Gittin. Jr!

Por las instalaciones merodeaban personajes de Star Wars con los que podías elegir entre hacerte una foto con ellos, o bien hacerles una original foto junto a todos los vehículos deportivos. Ya sabéis que opción tomamos nosotros.

Tuvimos tiempo incluso de enamorarnos. Hay miradas que paran el mundo, y personalmente, a mi me pasa con la del Alfa Romeo 4C. De los dos tipos de faros que hay, me gusta mucho más este sin el cristal.

Nos llamó mucho la atención este Ford Mustang GT, que a pesar de ser el nuevo modelo, ya le habían metido mano con un kit de carrocería y dios sabe qué bajo el capó. La última vez que vimos uno con una preparación parecida, a pesar de ser un Shelby GT500 pasaba los 700cv holgadamente.

Si hay algo remarcable en esta jornada, es la expresión de felicidad de los niños que se acercaban a ver los coches de sus sueños. No todos los días se tiene la oportunidad de tener en frente un superdeportivo de varios cientos de miles de euros, así que no hay mayor satisfacción que ver una sonrisa en su rostro al verlos y oírlos en directo.

A nosotros se nos escapó la sonrisa cuando vimos aparecer éste espécimen. Se trata de un Lotus Espirit V8 GT, un deportivo de motor central de finales de los 90 que era capaz de hacer el 0-100 en 4.8 segundos y alcanzar una punta de 282km/h. ¡Pronto más detalles de este raro espécimen!

Como veréis, la variedad era enorme, pudimos ver un Dodge Viper SRT-10 Coupé. Un deportivo americano con un motor V10 de 8.4L. ¡Qué barbaridad!

Y hablando de americanos, ¿Quién no recuerda el Camaro Z28 F-Bomb de Fénix en Fast & Furious 4? ¡Un muscle car espectacular!

Hay quien prefiere un buen paseo descapotado antes que sentir la adrenalina de un potente superdeportivo merodeando la línea roja del cuenta vueltas, y por eso alguien vino con un espectacular Ford Thunderbird de segunda generación. ¡Seguro que a más de uno de nuestros mayores le trae algún recuerdo!

La rareza del evento fue el Polaris Slingshot, un vehículo de tres ruedas concebido para competir con coches como el KTM X-Bow, Ariel Atom o similares. Incorpora un motor 2.4L de 173 cv que le permite alcanzar una velocidad punta de 220 km/h y también hacer el 0-100 en 5.7 segundos. ¿Menudo juguete verdad?

Aunque para juguete los 911, para muchos “el coche”. Lo cierto es que son espectaculares, tanto estéticamente, como a lo que en rendimiento se refiere, y a casi nadie le importaría tener uno en su garaje.

Algún coche de rally se escapó de los tramos para hacer feliz a alguien, y no nos referimos a los muchos Subaru que asistieron, sino a este clasicazo. Se trata del Renault Alpine A110, un coche que llevó a cabo la filosofía de Colin Chapman con esa frase de: No me multipliques la potencia, divídeme el peso. Lo cierto es que acertaron, es un coche muy ágil con un motor pequeño pero que lo hace ser un coche divertido.

Gracias al Circuit de Barcelona-Catalunya, a la AECC y por supuesto, a todos los participantes, los niños se evadieron de la realidad por unas horas y cogieron fuerzas para continuar su día a día. Con eventos como éste recuperamos la fe en el ser humano.

IMÁGENES BONUS

¿Qué opinas? ¡Puntualo!

10 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

catorce + 14 =

Porsche 356 SL Gmund Coupe. En Emory Motorsports saben lo que hacen

XIX Jornada AECC & Circuit de Barcelona-Catalunya. ¡Felicidad extrema!